Home
Vanguardia.com.mx

Chile a la luz, Catalina Rojas

Santiago de Chile, Chile.- El auga fluye por el centro de Santiago de Chile y, en medio de la oscuridad, una serie de dibujos proyectados en el lecho del río Mapocho la iluminan y tiñen con colores vivos que atraen las miradas de los transeúntes.

“Chile a la Luz”, la obra de la muralista Catalina Rojas, ya ha encantado a más de 65,000 personas que han visto cómo el río Mapocho se convierte en el primer caudal iluminado con obras de arte en el mundo.

En un kilómetro de extensión, 104 imágenes compuestas por pinturas y dibujos develan los elementos que hacen de Chile el país que es hoy.

Una radiografía a base de luces y colores brillantes expuesta en el lecho de un río que la misma artista califica como “testigo de las transformaciones”.

“El Mapocho ha visto pasar nuestra historia, las penas y alegrías, lo mejor y peor de nosotros. Este río es un contenedor de nuestro tránsito”, señaló Rojas en conversación con dpa.

Cuatro unidades componen el mural y muestran paisajes de Chile, recuerdan a personajes ilustres e hitos históricos -como la tensión entre indígenas y españoles durante la colonización-, además de identificar riquezas como la agricultura, el cobre o la pesca.

“Cuando se habla de luces o proyecciones es muy efectista. Esto es más contemplativo, la gente va caminando y observa la obra, que es toda nuestra historia”, agregó la artista.

Desde su inauguración, el 18 de enero pasado, “Chile a la Luz” se ha volcado a rescatar el río Mapocho, un afluente rodeado por un parque que en el día reúne a familias y actividades deportivas, pero en la noche es fuente de suciedad y delincuencia.

Con ayuda de la Municipalidad de Santiago y el financiamiento del grupo español Enersis (Enersis, Endesa Chile y Chilectra) Rojas pudo instalar proyectores de última generación y cumplir una idea que gestó hace más de cinco años: revivir un caudal que de tanto estar presente, se convierte en un observador ausente del devenir de la ciudad.

Así, con la tecnología al servicio del arte, no sólo rescata un lugar central de la capital de Chile, sino que devuelve la técnica a su base.

“Debemos saber manejar la tecnología, si todo es digitalizado y se puede transformar, al final el dibujo, la pintura, la mano misma se pierde”, explicó.

Pese a que la exposición durará todo este año, como cierre de las celebraciones del Bicentenario de Chile, Catalina Rojas ya busca nuevos lugares para intervenir.

Santo Domingo es su destino más cercano con la iluminación del Alcázar de Colón en la ExpoLuz que se realizará en septiembre, aunque no cierra opciones a nuevos destinos.

“Me encantaría exponer en Nueva York. Hay muchos lugares interesantes para rescatar. O iluminar el río de la Plata. Muchos turistas vieron esta obra durante el verano y me dijeron que les gustaría verlas en otros lados”, concluyó.

Un pensamiento en “Chile se ilumina con el arte

  1. Cambiar el título. “Santiago se ilumina con el arte”, “El Mapocho fluye en el arte”..no sé, pero decir Chile es demasiado, a otras ciudades de Chile (regiones) no llega este tipo de espectáculos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s